‘Tarrasa’ no fue idea de Franco

VOX lleva a la redes el debate sobre cómo escribir el nombre de Terrassa

Es verdad. Tarrasa no fue una denominación franquista. Y conviene recordarlo porque hasta el Ayuntamiento de la ciudad alude en su sección de Archivo Municipal  que “durante la época franquista se escribió  Tarrasa”. 

El partido de la caspa y el patriotismo de bandera se ha encargado de ventilarlo a través de las redes sociales. VOX, por si a alguien le había pasado desapercibido, ha intentado politizar el topónimo de nuestra ciudad para reivindicar que en “español” la doble  “s” no existe y, en consecuencia, es una aberración lingüística escribir Terrassa cuando utilizamos el castellano. Veamos.

Es cierto que Tarrasa ya existía tres siglos antes de que el dictador naciese. El 29 de marzo de 1877 Francisco Romero, a la sazón Ministro de Gobernación, otorgaba a Terrassa el título de ciudad en un real decreto que rezaba: “En consideración á la importancia que el aumento de población y desarrollo de su industria y comercio ha sabido alcalzar la villa de TARRASA,  Vengo a concederla  el titulo de Ciudad á que es acreedora.”  Tarrasa, con “A” y una sola “S”.

Decreto en el que se utiliza el término Tarrasa antes de que Franco naciera.

Pero VOX olvida que  como resultado de una amplia campaña ciudadana se consiguió en 1977 que volviera a utilizarse el topónimo “auténtico” de nuestra ciudad que fue ratificado en el Consejo de Ministros del 23 de julio de ese mismo año y publicado con posterioridad en el Boletín Oficial de la Provincia dos meses más tarde. Y entrecomillé lo de auténtico porque, en latín era Terracia y, apartir del siglo X se escribió en catalán como Terraça, tal como demuestra el escrito divulgado en el Tweet de VOX de 1562.

No mucho más tarde se impuso la forma Tarrassa que evolucionó hacia el Terrassa que todos utilizamos hoy en día a iniciativa del abogado e historiador Josep Soler i Palet a finales del siglo XIX. Para ser del todo objetivos hay que indicar que Soler i Palet (que da nombre a la biblioteca) fue el introductor del movimiento catalanista en Terrassa, con la creación del Centre Català i l’Agrupació Regionalista.

Un debate parecido se produjo con los topónimos provinciales de Girona y Lleida que, a diferencia de Terrassa no incurren en un problema ortográfico en castellano. Gerona y Lérida ya no existen, señores de VOX, porque la Ley 2/1992, de 28 de febrero de ese año pasaron a denominarse oficialmente Girona y Lleida según pueden consultar en el BOE.

Tampoco es un exónimo, no escribimos London o New York sino que solemos traducir… pero, entonces, ¿con qué nos quedamos?

La primera versión del topónimo aparece en el siglo IX con el nombre de “Terracium castellum” (las tierras o villas del castillo) que evolucionó para “Terracia castrum” (920) y a lo largo del tiempo: Terraca (1002), Terraza (1003), Terraça (1066), Terracca (1092), Terratia (1096)…

A muchos ciudadanos les resulta ofensivo el término de “Tarrasa” más que por razones lingüísticas por razones políticas. Si queremos escribir el nombre del municipio en castellano lo normal sería “Terrasa” por adecuarlo a la normativa de la RAE pero ningún organismo oficial del Estado lo ha hecho. Es más, en el tesauro ISOC de Topónimos del CSIC viene escrito Terrassa, igual que en el INE, en el BOE y en mil documentos oficiales más… y eso que Franco, no tuvo que ver en el invento.

Author: Josep Guijarro Triadó

Periodista, escriptor i reporter de ràdio, premsa, premsa digital, i televisió.
Director del programa Enigmes i Misteris a RNE 4, col·laborador a ‘Channel nº4 de Cuatro’, Redactor en Cap de la revista ‘Más Allá’, Director de la revista ‘KARMA 7’, Micròfon d’Argent de la APEI RTV pel programa de Ràdio Terrassa Cadena Ser, ‘ El Vallés Hoy por Hoy’, Director de la revista ‘Rutas del Mundo’, col·laborador a ‘Los 32 rumbos’ de ‘La rosa de los vientos’, Director de PENTHOUSE, col·laborador del programa ‘Divendres’ de TV3, documentalista i productor de la serie “¿Extraterrestres?” a ‘Canal de Historia’, Director de la revista de viatges, arqueologia e història, ‘Planeta desconocido’.

1 comment

Deixa un comentari

*

Aquest lloc utilitza Akismet per reduir el correu brossa. Aprendre com la informació del vostre comentari és processada